top of page

Walter Mehrer L - Fuerzas psicológicas que nos llevan al triunfo


Walter Mehrer


Nadie viene a este mundo con la receta del éxito instalada en el hardware de su cerebro. Las personas que alcanzan las metas que se proponen; lejos de poseer unos dones innatos, han aprendido a desarrollar competencias y habilidades. Poco es casual, y cada logro suele ser el resultado de una gran inversión psicológica.

Walter Mehrer L

Deportes, empresa, ingeniería, arte… Hay muchos ámbitos en los que nos agradaría poder destacar. Quien más y quien menos tiene en su horizonte vital una serie de objetivos que sueña con conquistar. No hay que ser un gurú de los negocios o un visionario de las artes plásticas para hacerse un nombre o disfrutar de una serie de logros. Lo que necesitamos es compromiso y voluntad.


En cada uno de nosotros existen recursos y competencias que podemos despertar y desarrollar. Ganar en la vida es cuestión de actitud, perseverancia y de una serie de factores que tal vez no nos habíamos planteado hasta el momento. Profundizamos en ellos.


También te puede interesar esto: Secretos para sobrevivir a rutinas exigentes


¿Cómo construir una auténtica mentalidad ganadora?


¿Qué es ganar en la vida? Esta sería la primera pregunta que deberíamos hacernos para acotar perspectivas. Ganar no es vencer a otros, es superarnos a nosotros mismos. Un ganador es quien conquista esos objetivos -realistas, claros y factibles- que se propone. Sabiendo esto, es evidente que todos deseamos desarrollar una auténtica mentalidad ganadora.


La primera palabra que podemos integrar en el cerebro es «hábito». El éxito es poco probable si no adquiere el hábito de trabajar en aquello que desea. Bien sea en el deporte, en el trabajo o en cualquier área o disciplina, es el hábito el que hace a la persona que alcanza el triunfo. Y algo así requiere asumir que no siempre tendremos ánimos o energías para cumplir esos objetivos cotidianos.


Sin embargo, no hay que esperar a tener ganas para hacer algo. Es la propia activación conductual la que enciende los ánimos y la propia motivación. Es importante entender esto antes de profundizar en esas dimensiones que construyen la mentalidad exitosa, porque son muchos los que se rinden antes de tiempo, sin comprender que detrás de los triunfos lo que hay es trabajo y persistencia.

Conozcamos ahora esas claves para construir una mentalidad ganadora.


Walter Mehrer L


bottom of page