top of page

Walter Mehrer L - Casualidad, coincidencia o el destino de la vida?

Walter Mehrer L


¿Recuerdas cómo en más de una ocasión has pensado o soñado con una persona y de pronto sonó el teléfono y era ella?, ¿o esa vez en la que ibas caminando pensando en algún número y de repente volteas y lo ves en la numeración de una casa?, La lista de ejemplos puede ser inmensa, así que te toca reflexionar sobre tus propias sincronicidades.


Walter Mehrer L


Los seres humanos, vivimos una infinita cantidad de eventos que muchas veces creemos que sólo son casualidades, pero cuando nos compramos la idea de que es sólo una casualidad, corremos el riesgo de perdernos de información valiosa y así nos vamos a dormir con la mente bloqueada o incrédula luego de en el transcurso del día habernos encontrado con un símbolo de manera recurrente.


Walter Mehrer L


La palabra sincronicidad es un término elegido por el psicoanalista Carl Jung para referirse a dos hechos vinculados de manera simultánea y de forma causal, por tanto, hablaremos de una coincidencia temporal de dos o más sucesos relacionados entre sí sin motivo aparente, pero con un contenido sumamente significativo.


El punto aquí es que cada persona con la que te encuentras, cada imagen que se te presenta, cada frase y canción que lees y escuchas, cada lugar que pisas, cada evento que vives y cada sueño que experimentas, tiene un mensaje, una razón de ser, TODO TE ESTÁ ENSEÑANDO ALGO.


Los sueños son mensajes de nuestro mundo interior, son grandes maestros que nos vienen a mostrar grandes aspectos de nosotros mismos y el mundo que nos rodea, porque la mayoría de las veces en cada sueño eres tú todos los personajes, son muchos de ellos fragmentos de tu propia personalidad.


La sincronicidad para la mente racional se llama “casualidad”, sin embargo el destino tiene señales y hay que estar atentos para verlas. El universo tiene una especie de orden, por eso es que muchas veces las cosas no son cuando se nos da la gana, porque en el camino hay mucho más, por tanto FÉ ES PACIENCIA.


Las sincronicidades ocurren cuando eventos se unen en relación al estado interno de una persona. Todos tenemos un universo oculto y vivimos proyectando, atrayendo a partir del sentimiento, es así como hacemos uso de la capacidad que tenemos los humanos de abrir campos nuevos.


¿Te ha pasado que de pronto te equivocas y te has encontrado envuelto en una serie de eventos y luego de mucho tiempo te das cuenta de que ningún evento estuvo aislado aunque en un inicio no te hacía sentido nada de lo que ocurría?


De pronto resulta que te encuentras con un animal de manera recurrente que te significa de una u otra forma, te genera una sensación o algún tipo de elemento, símbolo o sueño, o es también como cuando un día dices “hoy voy a tomar clases de baile” y sales a la calle y de pronto alguien te da información de clases de baile a tres cuadras de tu casa o tu trabajo.


Hay fenómenos que marcan nuestra experiencia pero hay otros que son advertencias, basta con poner el foco en nuestras sensaciones corporales y no hacer caso omiso a éstas


Por eso y más, es importante darte cuenta y conocerte, mirar tus vicios y patrones, sólo tienes que darte cuenta sin exigir un cambio inmediato.


cuando te das cuenta generas conciencia y la conciencia te redirecciona a lugares distintos con gente nueva y cuando te fijas en el fenómeno, éste crece, por eso es que nuestro miedo u opuestamente nuestra sensación y deseo de bienestar se expande y transforma todo el entorno.

Cuando tienes una idea muy clara y te enfocas accionando se abren puertas, pero ocurre también que muchas veces la soberbia nos impide avanzar, el creer que lo sabemos todo y que tenemos la razón no admitiendo nuestras propias limitaciones.


¿Qué hacer para tener el corazón y la mente abierta?


Transformar y hacer que ocurra una evolución a través de lo que vives enfocándote en el para qué y no en el por qué. Las sincronicidades son luces del destino aunque nos empeñemos en mirar las cosas de manera causal, ¿y qué tal si en lugar de interpretar la causa vamos más allá y vemos qué mensaje nos está transmitiendo aquello?


Por eso no te enojes cuando pierdes el transporte o cuando algo que tanto quieres no llega, por eso mantente completamente presente y apuéstale al aquí y ahora, no vivas en automático porque entonces cuando vamos ensimismados en la densidad de nuestra mente, nos perdemos de todas estas señales, tan bonito que es caminar y observar los rostros, los árboles, tantos colores y ese gozo que da cuando el viento nos despeina.



Abramonos ante el hecho de que todo son escalas vibracionales que nos conectan unos con otros, por ejemplo, es normal que cuando sientes miedo atraes justo eso que no quieres porque este mundo es un espejo y así es como generamos sincronicidades.


Enfócate entonces en lo que sí quieres, así como disciplinas tu mente para visualizar lo no deseado disciplínala para enfocarse en lo que sí quieres. Por eso se habla también del poder del pensamiento y el sentimiento, porque cuando movemos dentro de nuestro corazón, movemos el mundo afuera.

Poner atención en las sincronicidades es importante porque muchas veces las oportunidades pasan frente a nuestra nariz y no estamos atentos, de pronto llega una ayuda externa justo antes de tirar la toalla, es como si la vida y el universo supieran que estás haciendo un esfuerzo final y te dieran lo que estás necesitando para concretar con tu objetivo.


Walter Mehrer L


Una de las ideas para que la sincronicidad de resultados, es que no seas desleal a ti, que en los momentos de mayor necesidad seas fiel a los anhelos de tu corazón; La invitación hoy es que, NO TE RINDAS, porque la sincronicidad aparece y tu única tarea es mantenerte conectado con todo lo que te rodea y abierto a todas las señales del camino.

bottom of page